Haitianos gestionaban consentimiento de RD para construcción del canal de riego desde 2013

Desde el año 2013, la República de Haití gestionaba el consentimiento de República Dominicana para construir un canal que le permita llevar agua del río Masacre a su territorio, cuyos permisos le han sido  negados en reiteradas ocasiones.

Al menos dos gobiernos dominicanos, en los últimos 10 años, se han opuesto a la construcción del canal que construyen nacionales haitianos en su territorio para desviar agua del río Masacre.

A decir del presidente Luis Abinader, la construcción del canal de la discordia se inició en agosto de 2018, bajo el entendido de que se trataba de un sistema de riego.

Sin embargo, el Ministerio de Relaciones Exteriores dominicano informó que no fue hasta el 27 de abril del 2021, cuando  se enteró de la construcción del canal y envió la primera nota diplomática al gobierno haitiano exigiendo “detener de manera inmediata la construcción».

 Como consecuencia, se habría convenido la reunión técnica de la Comisión Mixta Bilateral que se celebró el 27 de mayo de ese año, donde se acordó crear una mesa técnica, seguir compartiendo información sobre la obra y requerir asistencia internacional, de ser necesario.

Al no detener los trabajos, el 31 de mayo de 2021, el ministro Roberto Álvarez declaró desde el Palacio Nacional que el Gobierno se retiraba del diálogo con Haití hasta que esa nación paralizará la obra, posición que fue refrendada el 6 julio de 2021 ante una solicitud del ministro de Relaciones Exteriores de Haití para retomar las conversaciones.

En las últimas semana se ha retomado de manera acelerada la construcción del canal, con el financiamiento de importantes políticos y empresarios haitianos, bajo el lema: «El canal o la muerte».

Más popular