29.3 C
Santo Domingo
martes, mayo 18, 2021

La cuarta candidatura de Leonel ha sido una carrera de vencer obstáculos

Leonel Fernández, aspirante presidencial de la Fuerza del Pueblo.
El candidato de la Fuerza del Pueblo ha enfrentado ataques para “aniquilarlo”, hasta provocar su salida del PLD

La cuarta candidatura presidencial de Leonel Fernández, el político más influyente del país en lo que va del siglo XXI, podría definirse como una carrera de obstáculos al estilo de los 400 metros con vallas que en el país solo ha ganado Félix Sánchez. Desde que dejó el poder en el 2012, Fernández ha pasado literalmente el “Niágara en bicicleta” por las piedras que le ha colocado en el camino su antiguo compañero y hoy principal adversario, el presidente Danilo Medina, quien ha utilizado todo el peso del poder para anularlo del escenario político.

En casi ocho años, los obstáculos en su camino al Palacio Nacional iniciaron con una campaña para aniquilarlo moralmente, continuaron con la reforma para la reelección de Danilo Medina en el 2015, la ley de partidos y las primarias abiertas y simultáneas, intento de nueva reforma constitucional para habilitar al Presidente, las primarias del PLD, renuncia y creación de un nuevo partido, enfrentamiento con la Junta Central Electoral (JCE) hasta tener en contra su propia esposa, Margarita Cedeño, que prefirió ir en la boleta de los principales enemigos políticos de su esposo. Y no se olvide los intentos por anular su candidatura presidencial por el supuesto de que la ley de partidos se lo impedía.

Sin embargo, lo que ocurrirá con la candidatura presidencial de Fernández quedará definido en las elecciones del 5 de julio, pues hasta ahora su apuesta es por clasificar para la segunda vuelta, y en esa batalla de votos tendrá que enfrentar de nuevo el peso del Estado que acompaña a Gonzalo Castillo, candidato del Partido de la Liberación Dominicana (PLD) con el apoyo pleno del presidente de la República.

Fernández afirma que si pasa a la segunda posición ganaría la presidencia bajo la premisa de que unificará el voto peledeísta, lo que no ocurriría si es Castillo el que clasifica, pues se da por hecho que el partido de Fernández no apoyará al PLD. Ayer, Rafael Alburquerque, alto dirigente de la Fuerza del Pueblo, sostuvo que si Fernández pasa a la segunda ronda de votaciones no harían alianza con “la cúpula palaciega”.

La fórmula que Fernández ofrece a las bases del PLD para seguir en el poder parece que podría tener más éxito que un triunfo de Castillo, pero si el expresidente no logra convencer a las bases moradas y al electorado en general durante las cinco semanas que faltan para las votaciones, la razón de su teoría podría confirmarse tarde, como ocurrió con el voto automatizado y la inconstitucionalidad de la Ley de Partidos.

A continuación enumeramos los diez principales obstáculos que Fernández ha enfrentado.

Campaña de descrédito

1 Fernández y sus seguidores se quejan de que tras su salida del poder fue víctima de una campaña de descrédito que atribuyen a sus antiguos compañeros del PLD. Desde los juicios populares, la denuncia del maletín de facturas y el déficit fiscal hasta la acusación de Quirino Ernesto Paulino Castillo de que supuestamente financió la campaña electoral de Fernández. El último empeño lo protagonizó el periodista peruano Jaime Bayly, quien hizo acusaciones contra Fernández sobre el origen de los fondos para financiar su campaña.

Reforma constitucional

2 En el 2015 el Comité Político del PLD aprobó someter un proyecto de reforma a la Constitución para la reelección del presidente Medina y esa decisión fue atacada por Fernández, quien propuso que se sometiera a un referendo para darle legitimidad, lo que fue rechazado. Ese hecho representó la división más profunda del PLD y se resolvió con la firma de un acuerdo de 15 puntos que solo se cumplió en la parte que benefició al sector de Medina y pocos puntos a favor de Fernández.

La ley de partidos inició la división

3 Con el interés del presidente Medina de que se aprobara en la ley de partidos, que contenía las primarias abiertas, simultáneas y obligatorias para todos los partidos, inició la nueva etapa en la lucha por el poder en el PLD, pues Fernández se opuso a rajatabla y logró el apoyo de otros sectores políticos y sociales y esa modalidad no se impuso. Según el expresidente, la ley de partidos significaba la base de un proyecto de perpetuación en el poder, porque la legislación imponía una serie de restricciones al ejercicio de los derechos políticos que han sido anulados por el Tribunal Constitucional.

Batalla contra segunda reforma

4 Leonel libró una larga batalla para frenar el segundo intento de reformar la Constitución para la reelección de Medina que incluyó una marcha hacia el Congreso encabezada por él. En el respeto a la Constitución Fernández encontró una causa justa que además le traía como beneficio asegurar la candidatura presidencial del PLD, pues hasta ese momento su única amenaza sería el presidente habilitado. El 22 de julio Medina anunció que no se reelegiría y al mismo tiempo abrió una competencia contra Fernández a través de su elegido, Gonzalo Castillo, lo que condujo a la división a la división del PLD.

Las primarias

5 Las primarias del 6 de octubre del 2019 representaron un desafío para Fernández, pues fue una batalla contra todo el peso del Estado, el propio presidente Medina y la cúpula de su partido. La Junta Central Electoral dio ganador a Castillo por una diferencia de 26 mil votos, pero Fernández alegó fraude y logró documentar diversas irregularidades como la transmisión de los resultados mientras se votaba en los colegios y en mesas donde se votó hasta las 2:00 a.m. De las votaciones fueron excluidos los dominicanos en el exterior, donde Fernández afirma tiene mayor simpatía que el oficialismo.

Salida del PLD

6 El 20 de octubre, dos semanas después de las primarias, Fernández anuncia su salida del PLD y la creación de su nuevo partido, Fuerza del Pueblo (FP), que tomó como base legal el antiguo Partido de los Trabajadores Dominicanos (PTD) y ahí inició otro peregrinaje en los tribunales para vencer obstáculos legales.

PTD en los tribunales

7 Para la creación del nuevo partido, Fernández tuvo que enfrentar varios recursos en los tribunales, pues José González Espinosa, funcionario del gobierno y uno de los fundadores del Partido de los Trabajadores Dominicanos (PTD), impugnó la decisión de los organismos de esa organización para convertirse en la Fuerza del Pueblo. El expresidente ganó todas las batallas, pero tuvo que presionar a la JCE para que hiciera los cambios en los emblemas del viejo partido para convertirlo en Fuerza del Pueblo.

Batalla por inscripción de candidatura

8 La inscripción de la candidatura presidencial de Leonel Fernández por otros seis partidos luego de haber perdido las primarias del PLD se convirtió en uno de sus mayores problemas para llegar al Palacio. La JCE negó el registro alegando que esperaría la sentencia del Tribunal Constitucional. El Tribunal Superior Electoral (TSE) declaró inconstitucional el artículo de la ley Electoral que prohíbe a quienes pierden una contienda presentarse como candidatos. La JCE finalmente aceptó inscribir a Fernández, luego de una larga batalla de opinión pública encabezada por el PLD afirmando que el expresidente no sería candidato.

Guerra contra el voto automatizado

9 Fernández inició una guerra contra el sistema de voto automatizado que lo enfrentó al árbitro electoral. Antes de las primarias, se quejó porque no se hizo una auditoría. Luego pidió el conteo de los votos y la JCE se negó. Cuando le declararon perdedor alegó que fue víctima de un fraude electrónico y sus seguidores llegaron a protestar frente a la JCE. Cuando la JCE anunció que el voto electrónico en las elecciones de febrero, se opuso de manera tajante, pero no logró el respaldo de ningún sector. Organizaciones como el Consejo Nacional de la Empresa Privada (Conep), Participación Ciudadana y la Fundación Institucionalidad y Justicia por el contrario apoyaron el voto automatizado, con escasos reparos. La suspensión de las elecciones del 16 de febrero por un fallo generalizado precisamente del sistema de voto electrónico, vino a confirmar los temores de Fernández sobre ese sistema.

Margarita se suma a los que van contra Leonel

El 25 de febrero pasado el país observó sorprendido el anuncio de la vicepresidenta de la República Margarita Cedeño como compañera de boleta de Castillo y su adhesión a los principales enemigos políticos de su esposo. Es la tercera vez que la dama ocupa la boleta del PLD. Las dos veces anteriores acompañando al presidente Medina. La antigua primera dama se ha convertido en una ácida crítica de las posiciones de su esposo. De hecho, apoyó el voto electrónico mientras él lo cuestionaba. Ante esa nueva realidad, Fernández ha reaccionado diciendo que respeta su derecho de tomar sus propias decisiones. Margarita es una de las últimas figuras en dar la espalda a Fernández desde que dejó el poder, pues antes lo habían hecho sus antiguos aliados en el Comité Político para hacer causa común con Medina. Fuera de su partido, también ha tenido que ver cómo viejos colaboradores de la sociedad civil ahora trabajan para evitar que vuelva a ocupar el solio presidencial.

Como puede verse, la carrera de obstáculos que ha debido vencer el expresidente ha sido larga, y ahora se enfrenta con la mayor prueba que habrá de enfrentar su liderazgo en las elecciones del 5 de julio, donde se batirá en dos frentes, contra el gobierno, el presidente Medina y el PLD en la persona de Gonzalo Castillo y Luis Abinader y el PRM, su competidor en el mismo plano opositor.

Fuente: El Caribe

- Publicidad -

Más popular