29.3 C
Santo Domingo
jueves, mayo 6, 2021

Las ratas rodean el palacio de Bolsonaro

El Palacio de la Alvorada, la residencia oficial del presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, tiene desde hace días unos particulares visitantes. Decenas de ratas se pasean orondas por las inmediaciones de la casa del mandatario, a la que sus simpatizantes acuden a menudo para expresarle su apoyo.

La “proliferación” de las ratas fue confirmada por la Secretaría General de la Presidencia, que señaló que este año se han hecho dos fumigaciones, una en enero y la última la semana pasada, según un artículo publicado este lunes por el diario Folha de Sao Paulo.

Los indeseables animales han sido vistos en los últimos días por el jardín y a la entrada del Palacio de la Alvorada, una residencia de aires futuristas diseñada por Oscar Niemeyer y a la que acuden a diario los seguidores de Bolsonaro.

Pero no es la primera vez que las plagas invaden alguna de las sedes del Ejecutivo.

En 2017, durante el Gobierno de Michel Temer, el Palacio presidencial de Planalto se vio abarrotado de cucarachas, algo que en 2005 también tuvo que enfrentar el expresidente Luiz Inácio Lula da Silva cuando ratas, cucarachas y hormigas invadieron la sede de Gobierno después de un control de plagas en el área externa.

Ahora, la presencia de los roedores ha dado rienda suelta a decenas de memes en las redes sociales, encendidas tras la renuncia del ministro de Justicia, Sergio Moro, y la consecuente crisis política en el seno del Gobierno.

“Esa historia de las ratas en la Alvorada no podía ser más simbólica. En la Alvorada, el número de ratas aumenta y el de fans del presidente, disminuye”, aseguró un usuario en Twitter.

Otro internauta señaló que para “acabar con las ratas, tendrá que haber impeachment (destitución) o renuncia, de lo contrario los roedores continuarán sintiéndose como en casa con el Rey de las Ratas”.

Mientras algunos detractores de Bolsonaro ironizaban sobre la presencia de las ratas en la Alvorada, sus admiradores se movilizaban en las redes sociales con el hastag #fechadocomBolsonaro (cerramos filas con Bolsonaro) para expresar su apoyo al mandatario.

CRISIS POLÍTICA

Después de año y medio en el poder, Bolsonaro vive actualmente la mayor crisis política de su mandato, que se suma a la problemática que enfrenta por la pandemia del coronavirus, que ya deja más de 4.200 muertos y se acerca a los 70.000 casos confirmados.

A su reiterada insistencia en considerar a la COVID-19 como una “gripita”, lo que ya hacía cuestionar su gestión frente a la pandemia, se une la salida de dos de sus ministros “estrella”, en menos de diez días.

El viernes pasado renunció el exjuez Moro a su cargo como ministro de Justicia, ocho días después de que Bolsonaro le hubiera pedido el cargo al titular de la cartera de Salud Luiz Henrique Mandetta.

Moro, quien como juez dirigió la mayor operación contra la corrupción en Brasil, presentó su dimisión tras la decisión de Bolsonaro de destituir al jefe de la Policía Federal, Mauricio Valeixo, lo que fue visto como una “interferencia política”.

A Mandetta, el presidente le pidió el cargo una semana antes por el manejo que dio a la crisis del coronavirus SARS-CoV-2, una pandemia a la que el exministro le dio la máxima importancia y le alejó de Bolsonaro, quien insiste en que la gente debe salir a trabajar y no quedarse en casa porque “Brasil no puede parar”.

- Publicidad -

Más popular