26.1 C
Santo Domingo
viernes, septiembre 17, 2021

Mucha calidad en los brazos criollos

El puertoplateño Carlos Martínez se fajó a entrenar durante la temporada muerta con la idea de regresar a la rotación de los Cardenales tras un 2019 en el que fue el cerrador del equipo. Terminó con 24 rescates. Un reporte de Rob Rains, de StLSportsPage.com, dice que el derecho de 28 años se ganó un puesto en el elenco de abridores para la recortada campaña. Su mejor año fue en 2015 (14-7, 3.01). San Luis espera que haya mejorado con el control y retome la forma que mostró en temporadas como 2017, cuando ponchó 217 en 205 entradas con un par de blanqueadas para los Pájaros Rojos.
Luis Castillo dirige a los abridores dominicanos en 2020. Cueto luce recuperado. Peralta es una joven promesa en GL

No solo buenos bates tiene la República Dominicana para la venidera contienda de las Grandes Ligas, pautada para comenzar mañana con dos partidos, también hay lanzadores de calidad al punto que nadie se sorprenda si los ven compitiendo en el futuro inmediato por el cotizado premio Cy Young.

Luis Miguel Castillo Pinales, derecho banilejo de los Rojos de Cincinnati, encabeza el batallón de brazos criollos tras un 2019 en el que escaló puestos dentro de los mejores del negocio. El serpentinero de 27 años, dueño de un cambio de velocidad que saca el aire de sus rivales, viene de una campaña de 15-8 con un promedio de carreras limpias de 3.40. Ponchó a 226 en 190 entradas y dos tercios en 32 partidos, todos como abridor.

En la Liga Nacional están los monstruos llamados Jacob deGrom, Max Scherzer, Clayton Kershaw y Stephen Strasburg, entre otros, pero Castillo ha ido adquiriendo experiencia y en la pasada contienda arrancó fuerte, algo que le puede favorecer en la recortada contienda (60 juegos) de 2020.

Freddy Peralta, nativo de Moca, dejó una grata impresión en la pasada estación con Milwaukee. Tuvo marca de 7-3, aunque su promedio de carreras limpias fue de 5.29. Ponchó a 115 en 85 entradas, lo que indica que su arsenal es potente. Buena bola rápida y picheos secundarios que le sirven de mucho para abanicar contrarios.

El derecho de 24 años tiene un mundo por delante y es uno de los favoritos del inmortal Pedro Martínez por su actitud en la lomita.

Pocos lanzadores comenzaron como Frankie Montás en 2019. En marzo/abril compiló marca de 4-2 con un promedio de carreras limpias de 2.97 para Oakland. Después de ahí no perdió un partido, ya que en mayo se fue con 2-0 y 2.64 y en junio 3-0 con 2.42 de promedio de carreras limpias.

Lamentablemente, fue suspendido por uso de sustancias prohibidas, echando por la borda lo que prometía ser una campaña de quilates con una selección para el Juego de Estrellas que no se concretó porque quienes dan positivo pierden ese privilegio al igual que quedan fuera de la postemporada.

Montás, de 27 años, abrirá el primer día de la contienda por los Atléticos.

Tras varios años siendo el blanco perfecto de lesiones, Johnny Cueto luce recuperado para una nueva faena con los Gigantes de San Francisco, que le designaron para el partido inaugural de la venidera estación.

En 2016, su última campaña completa, estaba dentro de la élite del negocio. En esa temporada, su marca fue de 18-5 con un promedio de carreras limpias de 2.79. Tuvo cinco partidos completos y fue al Juego de Estrellas.

El diestro de San Pedro de Macorís, con 34 años de edad, debe mostrar que los impedimentos físicos son parte del pasado para asegurar su permanencia en el juego más allá de 2021, su última campaña con contrato asegurado tras pactar por seis estaciones y 130 millones de dólares con los Gigantes en 2016.

Martínez regresa para la rotación de San Luis

El puertoplateño Carlos Martínez se fajó a entrenar durante la temporada muerta con la idea de regresar a la rotación de los Cardenales tras un 2019 en el que fue el cerrador del equipo. Terminó con 24 rescates. Un reporte de Rob Rains, de StLSportsPage.com, dice que el derecho de 28 años se ganó un puesto en el elenco de abridores para la recortada campaña. Su mejor año fue en 2015 (14-7, 3.01). San Luis espera que haya mejorado con el control y retome la forma que mostró en temporadas como 2017, cuando ponchó 217 en 205 entradas con un par de blanqueadas para los Pájaros Rojos.

- Publicidad -

Más popular