26.1 C
Santo Domingo
domingo, septiembre 19, 2021

TORTILLA DE ALCACHOFAS SOBRANTES (RECETA SIN DESPERDICIO)

El proyecto ‘La Alimentación no tiene desperdicio’ es una campaña de concienciación social, una iniciativa de colaboración para reducir el desperdicio alimentario liderada por AECOC, la asociación de empresas de gran consumo, que ya cuenta con el apoyo de las más importantes empresas fabricantes y distribuidoras, operadores logísticos y de transporte.

El proyecto tiene tres objetivos principales: por un lado, establecer prácticas de prevención y eficiencia a lo largo de toda la cadena alimentaria, que consigan una reducción de los desperdicios; además, se trata de maximizar el aprovechamiento del excedente producido a lo largo de las diferentes fases de la cadena de valor (redistribución, reutilización y reciclado), y, finalmente, sensibilizar y concienciar a la sociedad sobre este problema y la necesidad de reducir el desperdicio alimentario.

La iniciativa cuenta con el apoyo de más de quinientas empresas fabricantes y distribuidoras del sector del gran consumo, operadores logísticos y de transporte, asociaciones empresariales, organizaciones de consumidores, instituciones y está coordinada desde AECOC, que con esta campaña quiere dar a conocer los esfuerzos que las empresas realizan para evitar el desperdicio alimentario e impulsar mejores prácticas de colaboración con el fin de ir disminuyendo el problema.

Y es que cada año se desperdician en España casi ocho millones de toneladas de comida. Por ello, “La alimentación no tiene desperdicio” quiere concienciar al consumidor de la problemática que supone el desperdicio a nivel global, y hacerle partícipe en la iniciativa fomentando su colaboración para reducir el desperdicio que genera cada uno a nivel personal, con sugerencias de elaboración de estupendos platos de reaprovechamiento como esta Tortilla de alcachofas.

Tortilla de alcachofas sobrantes

INGREDIENTES

Para 4 personas

  • 4 o 5 huevos (según el tamaño)
  • De 6 a 8 alcachofas sobrantes
  • 3 dientes de ajo
  • Sal y pimienta en polvo
  • Una rama de perejil fresco
  • Limón

ELABORACIÓN

Si las alcachofas sobrantes del día anterior ya están cocinadas, sencillamente las cortamos en láminas (o lo más similar, dependiendo de la elaboración). Si, por el contrario están todavía enteras, las limpiamos y preparamos quitando las hojas, cortando el tallo, frotando la parte exterior con medio limón para que no ennegrezcan, cortándolas en láminas y los tallos en trozos pequeños.

Ponemos a calentar una sartén con aceite abundante y, una vez caliente, volcamos las alcachofas partidas junto con los dientes de ajo sin cortar. Dejamos freír a fuego medio fuerte. Cuando las alcachofas estén doradas —si ya estaban hechas bastará con rehogarlas poco tiempo—, retirarlas de la sartén y colocarlas en un plato sobre papel de cocina para que absorba el aceite.

Batimos los huevos salpimentados, e incorporamos las alcachofas junto con un poco de perejil. Retiramos el aceite de la sartén dejando la cantidad justa para cuajar la tortilla. A continuación, vertemos la mezcla de huevo y alcachofa y dejar cuajar la tortilla a modo tradicional. Servimos la tortilla recién hecha.

 

- Publicidad -

Más popular