29.3 C
Santo Domingo
domingo, junio 13, 2021

Qué son los “neuroderechos” y por qué Chile quiere ser el primer país en dar un paso para evitar que manipulen tu mente

Chile está a punto de convertirse en el primer país del mundo en incluir los neuroderechos en su Constitución. Esta iniciativa, que ya fue aprobada por el Senado hace unas semanas y comenzó a tratarse en Diputados, busca modificar el artículo 19, número 1°, de la Carta Fundamental, para proteger la integridad y la indemnidad mental con relación al avance de la inteligencia artificial.

El artículo propuesto dice lo siguiente: “El desarrollo científico y tecnológico estará al servicio de las personas y se llevará a cabo con respeto a la vida y a la integridad física y psíquica. La ley regulará los requisitos y condiciones para su utilización en las personas, debiendo propender especialmente al resguardo de la actividad cerebral, así como la información proveniente de ella”.

En síntesis, la medida busca regular el uso que se les pueda dar a las tecnologías para leer y escribir la mente. Todo esto parece salido de un episodio de Black Mirror, pero lo cierto es que ya hay desarrollos que utilizan datos que captan directamente de las ondas cerebrales.

Hace unas semanas, Neuralink, empresa de Elon Musk, publicó un video donde mostraba a un mono jugando al videojuego Pong con la mente. Un pequeño ejemplo de los avances de la tecnología en la cual está trabajando la empresa que busca desarrollar una interfaz cerebro-computadora.

En esta misma línea, Facebook mostró una muñequera capaz de leer las señales neurológicas enviadas desde el cerebro de un usuario hasta las manos.

Son proyectos que pueden ser muy útiles si se emplean para ayudar a que personas con discapacidad motora se expresen, pero también encierran potenciales daños si no son utilizadas de manera adecuada. De ahí la necesidad de comenzar a pensar en regulaciones para este tipo de tecnologías.

 

El riesgo: la manipulación de la mente sin consentimiento

La neurotecnología implica el uso de herramientas capaces de estudiar e influir en el cerebro humano. Este tipo de ciencia podría tener múltiples usos positivos en el área de la medicina. Pero también podría ser empleado de formas cuanto menos polémicas.

 

En la película El eterno resplandor de una mente sin recuerdos, se cuenta la historia de amor y desamor de Joel (Jim Carrey) y Clementine (Kate Winslet). Luego de terminar el vínculo, ella decide ir a una clínica para borrar todo los recuerdos de la relación que tuvo con Joel quien luego también se somete a ese mismo proceso. Esta idea que hace 17 años cuando se estrenó el film parecía totalmente de ciencia ficción podría hacerse realidad.

 

“Estas neurotecnologías de las que estamos hablando son mucho más potentes porque leen directamente tu cerebro, pueden mirar directamente, sabe que estás pensando, sintiendo. No necesitan la intermediación de datos. Pueden, a partir de tus ondas cerebrales y tu funcionamiento neuronal leer lo que tú piensas, sientes e incluso tu inconsciente, pero si lo pueden leer también pueden escribirlo y pueden poner en tu cerebro, sin que tú te des cuenta pensamientos que no son tuyas, historias de vida que tú no viviste, y que tu cerebro no distingue que son de diseño externo que tú no sabes, y pueden poner amores u odios”, analizó Girardi.

Fuente: INFOBAE

- Publicidad -

Más popular